Enraizados.org > Cultura > Películas > La leyenda del bandido y el campeón

La leyenda del bandido y el campeón

Si te gusta, compártelo

la-leyenda-del-bandido-y-el-campeon1-425x600«La leyenda del bandido y el campeón» está basada en una historia real. En los años 20, Constante y Sante son dos niños inseparables. Comparten juegos y travesuras en un pequeño y pobre pueblo del norte de Italia. A pesar de sus diferentes caracteres, a ambos les une una misma pasión: el ciclismo.

El destino hace que tengan que separarse y sus vidas toman rumbos completamente opuestos. Constante llegará muy lejos, a competir en las más prestigiosas carreras de ciclismo y se convierte en un campeón nacional. Mientras, Sante utiliza su bicicleta como un instrumento que también le hará famoso, pero al más puro estilo “Robin Hood”, para robar y entregárselo a los más pobres. Por distintas circunstancias (el uno escapando de la policía y el otro por participar en el Tour) se encontrarán muchos años después en París. Ambos se preparan para la carrera más importante de sus vidas.

 

 

Crítica

Está a medio camino entre lo que es una película y lo que podría ser una serie de televisión. Conmovedora. Ambientada en la Italia de principios del siglo XX, el director Lodovico Gasparini nos cuenta la historia de dos niños inseparables, Sante (Simone Gandolfo) y Constante (Guiseppe Fiorello). Viven en una pequeña aldea cerca de Turín rodeados de hambre y penurias y con una afición en común: el ciclismo. El destino hace que sus vidas se vayan separando poco a poco a pesar de que sus corazones están unidos por la amistad y el amor a una de las chicas del pueblo, un papel que encarna magistralmente la bella Rafaella Rea.

Ninguno de los dos alcanza la meta que se proponía en un principio aunque ambos logran alejarse de la pobreza: Constante gracias a su exitosa carrera como ciclista profesional, Sante a base de convertirse en uno de los ladrones más perseguidos en Francia e Italia.

Narrada con el mismo estilo de la taquillera ‘La princesa prometida’, un abuelo -que únicamente aparece al final de los más de 180 minutos de duración del largometraje- le cuenta a su nieto la historia de estos dos chicos y el devenir de sus vidas. Siempre con la tragedia pisándoles los pies. A pesar de las distancias y lo diferentes que son, Constante y Sante permanecen unidos hasta el final.

La película está dividida en dos capítulos que mantiene enganchado al espectador esperando un desenlace que si bien es predecible resulta conmovedor.

 

Ficha técnica

Año: 2010

País: Italia

Duración: 200 minutos.

Género: Drama

Calificación: No recomendada para menores de 7 años.

 

 

Si te gusta, compártelo

Nuestra labor es posible gracias a nuestros socios. Tú puedes colaborar para que juntos construyamos una mejor sociedad.

Donar

Dejar un comentario

Related posts

Dejar un comentario

Comentario